¿Sabías que existen ejercicios que te ayudaran a adelgazar tu rostro y eliminar esa horrible papada? Nuestro rostro es la presentación al mundo, es por esto que siempre queremos cuidarlo con cremas y tratamientos, pero olvidamos que la cara está llena de músculos que también deben ser ejercitados.

Por esto te traemos una rutina de ejercicios para tu rostro, que nos ayudara a mantenerlo delgado y a deshacernos de ese doble mentón. Si quieres saber cómo, lee hasta el final y descubre por ti mismo…

5 Tips Para Reducir La Papada

Si hay algo que nos desagrade al vernos en el espéculo es la papada. Su aparición se debe al sobrepeso, genética y la manera del rostro, pero la buena nueva es que sí se puede prevenir y suprimir con estos consejos para reducir la papada.

Buena postura
Al pasear, mantén tu cabeza en situación neutral, ni adelante ni cara atrás, ni muy abajo ni muy arriba. Mientras que trabajas, debes adoptar una adecuada postura en frente de la computadora, con la nuca recta y los ojos a la altura de la pantalla.

Duerme con almohada delgada
Uno de los consejos para reducir la papada es eludir las almohadas altas. Primeramente, te hacen roncar y en segundo, van estirando tu piel de tal forma que pueden producir la papada.

Hidratación
Como la piel del cara requiere hidratación, asimismo lo precisa la del cuello, de ahí que es preciso que le apliques un tanto de la loción o bien crema hidratante.

Ejercita los músculos
La pronunciación abierta de las vocales es ideal para tersar la piel de la cara sobre todo, para endurecer la zona de la papada. Efectúa este ejercicio frente al espéculo y exagera el ademán para tensar los músculos; apreciarás el trabajo en el semblante y el cuello.

Masticar chicle
Este es de los mejores consejos para reducir la papada. La goma de mascar te va a ayudar a reafirmar los músculos de la cara y cuello. El truco es usar una buena cantidad y hacerlo en forma exagerada.

Recuerda, lo más esencial es eludir las subidas y bajas de peso incesantes, con lo que adoptar sanos hábitos de nutrición y ejercicio son esenciales para prevenir la aparición de la papada y otros malestares.

¿Quieres saber más? Haz clic abajo donde dice “Quiero Seguir Leyendo”.